The Big Bang Theory S06

El Bazinga de The Big Bang Theory

No quiero que el título suene peyorativo, muy por el contrario, para mi The Big Bang Theory es una de las series más difícilmente exitosas que haya visto en el último tiempo. Pero no por eso se puede dejar de lado la debacle que ha venido sufriendo durante las últimas temporadas. Algo que le sucede a muchas series que pasan a la sexta temporada y no pueden contener el ritmo en los 24 episodios que normalmente tiene una temporada normal.
La premisa de TBBT es clara: Nerds. Simplemente así podríamos resumir a la serie. Nerds y sus situaciones que se mezclan entre el fanatismo por algo o la dificultad de poder entablar una relación amorosa producto de la timidez (a veces excesiva, se imaginarán de qué personaje hablo).
Hemos visto como la serie ha ido evolucionando hasta llegar a un punto de no retorno. Claro, es lógico que todas las historias tienen que ir avanzando conforme van ocurriendo distintos hechos que harán, según mi opinión, perder un poco el espíritu inicial que logró hacer de la serie un éxito mundial. Somos testigos de cómo ahora todos los integrantes de la serie tienen pareja (SPOILER: Un personaje que no tiene pronto tendrá una) incluido Sheldon, un personaje que inicialmente parecía asexuado ha evolucionado (o involucionado según su criterio) teniendo una «pareja» estable dentro de la historia. Howard se casó con Bernadette dejando de lado al Howard más visceral y calentón que vimos en un comienzo, es el primer personaje del grupo que “madura” y se desliga de sus orígenes. Es así como son pocos los personajes que se han mantenido tal como los conocimos, entre ellos destacan Leonard, Penny, Raj y hasta la Mamá de Howard (Sus interacciones son las que más disfruto de toda la serie). Pero es sin duda Sheldon el que más ha cambiado su condición a lo largo de 6 temporadas. Estoy hablando de la “genitalización” de la serie… Bueno, OK. tampoco ha sido una serie muy cabezona y de grandes chistes al estilo Arrested Development. sino más bien de un humor fácil de digerir y ,en ocasiones, un humor bastante burdo, como lo suelen hacer las series gringas. Pero es, como lo mencioné antes, en Sheldon donde se produce el cambio más brusco. Incluso me atrevería a decir que el Sheldon de la primera temporada jamás se habría imaginado como sería el Sheldon de la sexta temporada. El cambio ha sido muy notorio pasando de no creer en las relaciones humanas hasta tener una cierta afinidad con una cada vez más hormonal e indefinida Amy Farrah Fowler. Pero no me malinterpreten, Sheldon sigue siendo Sheldon, con esos diálogos imposibles y un ego desbordado disminuyendo a quien se le cruce por delante, aunque en menor medida.
La decisión de cambiar el rumbo de los personajes siempre es potencialmente peligrosa en cualquier serie. más aún en una como TBBT que puede ser para bien o se puede transformar en un fiasco, como lo hizo Seinfield donde sus personajes no evolucionan y aun así se mantuvo exitoso . La serie en sí goza de buena salud, de hecho han tenido ratings desbordantes en sus últimos episodios. Pero de ahí a perder la coherencia con sus inicios no creo que sea la mejor manera de obtener esos ratings. Es muy probable que en un futuro quizás veamos a Raj hablando sueltamente con las mujeres o, peor aún, descubramos cómo es físicamente la Madre de Howard. Si en algún momento de la serie llegamos a esas instancias es probable que sea un punto de no retorno y la serie se vaya cuesta abajo. una especie de “jumping the shark”.
Por el momento no hay intenciones de terminar la serie (tampoco es una opción viable por su canal emisor) y a pesar de todo sigue siendo una de mis series con visionado obligatorio. Ojalá los integrantes del equipo realizador sepan donde parar. Ya hemos tenido casos de series estiradas hasta el aburrimiento como lo son The Office o Two and a Half Men que no han logrado sus mejores capítulos. Es preferible una muerte digna que una vida agonizante.