Más Vale Tarde: No apurar, en rodaje


El formato “Late Show” fue manoseado sin asco hace unos años en nuestra televisión. Se confunde a este formato con los “Talk Show”. Personalmente soy de la idea que los “Late Show” contengan varias dosis de humor, y quizás el único programa que más se ha acercado al espíritu de los gringos Kimmel, O’Brien o Fallon (grandes referentes del género en tierras Norteamericanas) ha sido El Late de Fabrizio Copano. Quien se esmera en que el humor tenga un papel fundamental dentro de su show (Algunas veces lo logra, otras no). Lo que quiero decir es que para que un programa de este tipo funcione es necesario tener un animador a la altura de las circunstancias capaz de captar el instante preciso para meter una talla o crear una situación jocosa (y también a un gran equipo de guionistas detrás). Ya que dada la hora de emisión es muy probable que el sueño comience a invadirnos si no estamos viendo algo que nos motive a seguir pegados a la pantalla.

Más Vale Tarde comenzó este Lunes 11 de Marzo por las pantallas de MEGA con el gran gancho de la entrevista al actor que da vida al narcotraficante más famoso en la exitosa serie colombiana  Pablo Escobar: El Patrón Del Mal y tambien veríamos si Álvaro Escobar (El Animador) estaba a la altura de las circunstancias. En el programa de ese día había otro invitado más en el estudio. Y ahí radica el primer error que se ha sucedido en las siguientes emisiones: Más Vale Tarde quiere abarcar mucho en poco tiempo.
El show tiene una duración de hora y media. ¿Como distribuir a 2 o hasta 3 invitados en ese periodo de tiempo? En este Late se notan las ganas de hacer cosas pero el tiempo no los acompaña. También tienen secciones que se han visto pocas veces y con una duración muy limitada, como es el caso del «No Alcanzó A Ser Noticia». Sinceramente un Late se conforma de varias secciones siendo una de ellas la conversación. En la emisión del día viernes estuvo destinada íntegramente a esas secciones que fueron un espejismo durante la semana además de una liviana conversación donde se analizaba la actualidad de la semana. Buena elección, ojalá se mantenga ese espíritu de tener el dia viernes cosas más relajadas.

Otro punto de discusión en la prensa y redes sociales ha sido el conductor. Alvaro Escobar ahora enfrenta el rol de Señor Corales, y a pesar de todos lo que se ha dicho creo que tiene buena llegada con los invitados. Quizás en los monólogos iniciales le falta compromiso con lo que está diciendo, claramente lo dice con un guión ya establecido pero sería bueno que también añadiera de su propia cosecha, un actor puede improvisar ¿o no?. Lo demás se transforma en una grata conversación. Escobar sabe qué preguntar y cuándo hacer esas preguntas. Se nota el manejo que le dio tantos años de política y respuestas absurdas. He leído varias críticas al respecto en las redes sociales. Críticas bastante viscerales, sobre todo con la entrevista imposible a Labruna quien no contestaba nada de lo que Escobar preguntaba. Escobar fue directo en su interrogación pero no logro hacer que Labruna dijera ni pío. Hipótesis: No se logró un ambiente propicio o simplemente el invitado estaba cerrado como una ostra… me inclino por la segunda teoría. Además muchos incitaban que la entrevista era malintencionada por el fanatismo de Escobar por el archirrival del equipo Albo, al que yo considero un argumento bastante nefasto a la hora de criticar la labor del entrevistador. Si es por eso nadie podría entrevistar nadie. El entrevistador debe ser capaz de separar sus intereses personales por sobre una opinión independiente y creo que Escobar lo hizo sin problemas… o quizás por eso las abuelitas dicen que “En la mesa no se habla de política, religión y fútbol” ¿Hay que sumar ahora no poder entrevistar en televisión por ser de un equipo determinado?. pppfff. ¡Pésimo Argumento!

Visualmente Más Vale Tarde es impecable. Con una escenografía grande se destacan los colores ocupados que no son «encandilantes» para un show que en horario que debe dar calidez y cierta cercanía con el espectador. También se destacan las ventanas que tiene el set. Lo malo es que esas ventanas apuntan hacia MEGA y, seamos sinceros, los estudios de MEGA son galpones horribles, pero nada que una buena iluminación pueda hacer. La banda del programa es un plus a la hora de interactuar con el invitado. Se agradecería que estuvieran un pelito más iluminados, tenues pero visibles en la imagen.

Como pongo en el título de esta columna. A Más Vale Tarde le falta rodaje. Es el primer intento de “programa de trasnoche” que hace MEGA en su nueva administración y considero que la decisión de introducir un programa de esas características ha sido buena. Se nota la preocupación de tener secciones cómicas (Notable la intervención de Vanesa Borghi y su sección). De tener una realización impecable y traer invitados de diversos ámbitos acordes a la actualidad. Es lógico creer que el programa se irá afinando durante el transcurso de las semanas. Pero en MEGA apostaron por el trasnoche con algo distinto a lo que se venía haciendo por años… y creo que ha sido un gran paso. Mal que mal se llevaron a gran parte del equipo de «Mentiras Verdaderas». Así que no debería pasar mucho tiempo para que encuentren el equilibrio y armonía visual… ¡Y que Don Carter no vuelva a pisar ese set nunca más en la vida!. ¿Tenía un perro llamado “Prepucio”? Dios mío. todo se derrumbó en ese momento.

Más Vale Tarde. Lunes a Viernes 00:30Hrs. MEGA

| Season 32 | Veo, escribo y hablo de series y tele | Creador de @Seriepolis | Locutor en #VHSeriepolis | http://www.facebook.com/televisivamente |

Send this to a friend