Malas noticias para los fans de Christine Reade. Para su segunda temporada, la aclamada serie The Girlfriend Experience tendrá un reinicio completo. Mientras que la temporada inaugural se centró en la arriesgada doble vida de un estudiante de derecho de día y escort de noche, La siguiente temporada nos llevará a conocer a nuevos personajes. Además, la temporada 2 incluye dos historias, que evolucionan de forma paralela entre sí.

La primera historia nos lleva a Washington DC, Erica Myles (Anna Friel, Pushing Daisies) es Directora de Finanzas para un partido político republicano. Tiene una compleja relación con una prostituta inteligente y segura de ella, interpretada por Louisa Krause (Billons) Ambas se juntan para acometer un chantaje, tras lo cual comenzarán con una complicada relación sexual marcada por la vulnerabilidad, la inestabilidad, la presión, el dominio y la sumisión.

Mientras que la segunda trama se centra en Nuevo Mexico, Carmen Ejogo (Animales fantásticos) interpretará a Bria Jones, una mujer que se ha visto obligada a huir de Nuevo México tras descubrir una inquietante información sobre un cliente regular. Incapaz de quitarse de encima su obsesión por las relaciones más arriesgadas, Bria se sumirá en un mundo de esporádicas relaciones transaccionales que, sin embargo, no serán suficientes como para evitar que su pasado la siga atormentando.

Esta nueva narrativa muestra una cierta ambición por parte de ambos showrunners, Lodge Kerrigan y Amy Seimetz. En una entrevista con Deadline, el director ganador del Oscar, Steven Soderbergh, confirma su participación en la temporada 2 como productor ejecutivo:

“Amy y Lodge han de pasado la ambición, el alcance y la complejidad a un nuevo nivel mediante la creación de dos intriga más provocativas que las del año pasado”.

Además del hecho de que este segundo año comprenderá no menos de catorce episodios, todavía no se sabe la fecha de regreso de The Girlfriend Experience. La serie se emitió en Latinoamérica por el canal Premium FOX1.

0 Comentarios ¿Quieres opinar? →