Nikolaj Coster-Waldau, que interpreta a Jaime Lannister en Game of Thrones, dijo que HBO ha redoblado su cuidado relación a evitar fugas de la última temporada. El actor dijo que una de las medidas tomadas es que los propios actores no recibirán sus guiones. El actor dijo que el nivel de paranoia sobre las fugas fue aumentando de temporada en temporada. Esta información es revelada por Belfast Telegraph.

“Es muy secreto ahora. En la primera temporada, recibimos los guiones, como suele ocurrir, nos sentamos a tomar notas y esas cosas. Y después de unos años, se pusieron más paranoicos porque recibí el guión en un archivo PDF. Después fue un poco peor, así que tuvieron que hacer correos electrónicos codificados. Necesitaba contraseñas y logins para acceder al guión, que tenía marcas agua de todo tipo”.

Para el octavo año, las cosas quedarán aún más intensas:

“Ahora vamos a hacer una escena, nos dirán qué va a pasar y luego se registrará. Todos vamos a tener auriculares en la escena, alguien nos dirá lo que tenemos que hacer y decir, y vamos a grabar”.

En septiembre, el presidente de programación de HBO, Casey Bloys dijo que utilizaría la estrategia para grabar múltiples finales para engañar a los aficionados