bojack horseman

[REVIEW] Bojack Horseman, temporada 5: Cómo lidiar contigo mismo

El 14 de septiembre se estrenó la quinta temporada de Bojack Horseman, la serie animada para adultos de Netflix, que tiene como protagonista a un caballo que en el pasado fue una estrella de televisión y ahora es un alcohólico drogadicto que tiene que luchar contra sus demonios mientras intenta volver a ser famoso en la ciudad de Hollywoo.

En esta temporada hay muchas referencias a lo que ha pasado en las cuatro anteriores, tanto por parte de Bojack como de los demás personajes, es por eso que te recomiendo haber visto toda la serie antes de adentrarte en los nuevos capítulos.

A pesar de que el protagonista ha madurado muy poco durante el transcurso de la serie, sí vemos que ha tenido algunos cambios, especialmente con las relaciones que tiene con otros personajes (podemos verlo claramente en un momento que Hollyhock le hace prometer algo y él, para cumplir, toma una decisión drástica) y con el tema de intentar detener su alcoholismo, ya que tiene un método que, obviamente, no le funciona. Además, con la nueva fama de su serie «Philbert», tendrá que aprender enfrentarse a temas de su pasado y a sus propias paranoias.

bojack horseman

Un cambio que me gustó mucho fue el de Diane, ya que pasó de ser la esposa feminista de Mr. Peanutbutter, un poco molesta a ratos, a una mujer que ha tenido que buscar y encontrar su propio camino, madurando tanto que es capaz de consolar a alguien a quien muchos de nosotros no podríamos ni tener cerca. También Todd tuvo que aprender a ser un hombre trabajador, y a entender que las relaciones de las personas que no son asexuales no se solucionan con un robot (es muy divertido lo que pasa con este robot, pero no quiero darles spoilers, así que no les cuento, aunque les adelanto que demuestra lo estúpida que es toda una empresa).

Princess Caroline sigue en su búsqueda de un hijo mientras conocemos su pasado y algo de su familia. Mr. Peanutbutter comprende por qué todos sus matrimonios fallan y finalmente toma una decisión que nos hace entrever que no aprendió nada.

Hay capítulos bastante intensos, tanto por lo que pasa con los personajes como por la profundidad sicológica que nos muestra de cada uno de ellos. Incluso hay uno que es un monólogo de Bojack. Sí, más de veinte minutos del caballo hablando pero, a pesar de que pueda parecer simple, es una descarga emocional del personaje, y eso se siente.

En fin, si te ha gustado la serie hasta ahora, esta temporada te va a gustar aún más, ya que encuentra nuevas maneras de contar la historia y nos muestra cómo los personajes deben lidiar con lo que ellos son y aprender a vivir y a quererse a sí mismos.

Bojack Horseman está disponible en Netflix.