la mantis netflix

[REVIEW] La Mantis: La humanidad detrás de un asesino en serie

Por @Tanisoda

La Mantis, ese es el nombre de la nueva (ni tan nueva) miniserie de origen francesa que llegó a Netflix para presentarnos la historia de Jeanne Deber, una famosa asesina serial que horrorizó a Francia hace más de 25 años y que hoy en día tiene un “imitador” al cual ella misma debe ayudar a atrapar.

Hay varios aspectos interesantes en el modus operandi del imitador, ya que la complejidad para encontrar al nuevo autor de los crímenes radica en las conexiones de las víctimas. Inicialmente no habría nada que los uniera (o eso nos hacían suponer) y es en ese momento donde comenzamos a especular sobre quién sería el culpable.

La policía se ve en un callejón sin salida y es por eso que solicitan la ayuda de “La Mantis” para dar con el responsable de los crímenes, sin embargo, ella pone como condición que sea su hijo quien lidere la investigación. Damien Carrot, tenía sólo diez años cuando su madre fue detenida y actualmente es investigador de la policía. Durante todos estos años ha intentado enterrar su pasado, incluso dando a su madre como muerta e iniciando una nueva vida lejos del recuerdo que lo atormenta.

El guion se va desarrollando siempre cerca del núcleo familiar, siguiendo pistas, hurgando en el pasado y generando conexiones con diferentes personajes que terminará siendo clave para encontrar al imitador.

El encanto de La Mantis

la mantis

A pesar de ser la responsable de ocho crímenes horribles que consideraban mutilaciones y hasta decapitaciones, el personaje de «La Mantis» -representado por la brillante actriz Carole Bouquet- se muestra como una mujer inteligente, decidida, pero por sobre todo protectora con su hijo, con quien desea retomar el contacto e intenta acercarse a él, quien durante años ha intentado luchar y olvidar el terrible pasado de su madre.

Durante el desarrollo de la serie, se muestra el motivo por el cual esta mujer se convierte en una asesina serial, lo que genera cierta empatía con el público ya que las víctimas de estos crímenes no eran blancas palomas, sino más bien eran hombres abusadores que maltrataban a sus familias. Es por este mismo motivo que muchas personas “justifican” el actuar de esta mujer con la premisa de querer proteger a las víctimas de estos abusadores y no como un asesino serial que sólo mata para satisfacer sus instintos asesinos.

Bouquet, quien a sus 60 años muestra un encanto perverso y demoledor, interpreta perfecto el perfil de su personaje, quien con el paso de los capítulos va quitando esas capas que la muestran como una mujer malvada para que afloren otros rasgos, que no necesariamente la hacen quedar como “buena”, sino más bien la muestran más humana.

¿Por qué recomiendo esta serie? Porque en sólo seis capítulos logra generar una historia compacta, completa, entretenida y con un buen final. No cae en clichés y además tienen una fotografía fantástica. La Mantis resulta ser una buena miniserie sobre el fascinante mundo de los psicópatas en serie y donde Carole Bouquet brilla con luz propia.

La Mantis está disponible en Netflix.